El test del malvadisco es un experimento que inicio hace muchos años desde la universidad de Stanford y consta de 3 elementos: 1 mesa, 1 silla y un malvadisco. Así que en la mesa dejan a un niño y encima de la mesa un malvadisco con una promesa, si no comes ese malvavisco, recibirás un segundo dentro de 15 minutos. El propósito de esta prueba según dicen los cientificos sirve para determinar la gratificación instantánea de cada niño, la gratificación inmediata hace que no se tengan propósitos y planes a largo plazo. Para decirlo de una manera distinta, si estás haciendo un trabajo de universidad pero decides entrar a redes sociales, eso es gratificación inmediata, prefieres lo que te dé satisfacción inmediata en lugar de la satisfacción de entregar un excelente trabajo en la universidad y obtener la mejor nota.

Esto, según dicen los psicologos, desde niños se puede ver el comportamiento de los niños frente a la gratificación inmediata, y por supuesto que esto puede ser desde ya entrenado. Como padres a veces cuando lloran con tal de nosotros estar tranquilos con su calma, damos aquello que ellos más les gusta, hoy en día por lo general son sus videos favoritos,  esto empieza a entrenarlos en que rápidamente pueden ser satisfechas sus necesidades. Por ejemplo el beneficio de darle un helado si cena o bien, o darle un helado porque llora, a veces, sin saberlo, estamos creando en ellos esta característica que si espera puede obtener algo mucho mejor, hay un compromiso de nuestra parte.

Algo interesante es que desde que iniciaron las pruebas hace 50 años, hoy en día los niños están esperando más tiempo antes de tomar el malvadisco, una explicación que nos dice que logran conseguir sus metas de manera más acertada .

 

Enlaces

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *